¿Te cuesta dormir en verano? 4 trucos infalibles

//¿Te cuesta dormir en verano? 4 trucos infalibles
  • dormir-bien-en-verano

Ya sabemos que calor y verano son dos conceptos que van muy unidos. Los expertos y los medios de comunicación no paran de repetirnos que por el día debemos mantenernos hidratados y evitar la actividad física excesiva en las horas centrales del día.

¿Pero qué pasa cuando llega la noche?

No es suficiente dormir sin sábana o con las ventanas abiertas. El calor aprieta y es difícil conseguir un sueño reparador.

Cuando dormimos bien aportamos muchos beneficios a nuestra salud porque, según señala la Fundación Española del Corazón , nuestro sistema inmunitario se regenera, protegemos a nuestro corazón y nos ayuda a ser emocionalmente más fuertes.

Además, se fortalecen las conexiones neuronales mejorando la memoria, lo que hace que se estimule nuestra imaginación y la creatividad. Dormir bien es clave para un envejecimiento saludable.

Sin embargo, con el calor que experimentamos durante la noche, dormir bien es casi una misión imposible. Pero, ¿se puede hacer algo para evitarlo y dormir a pierna suelta sin tener que recurrir al ventilador o al aire acondicionado?

Recomendaciones para dormir bien en verano

  • Utiliza sábanas de algodón o de seda y pijama de tejidos naturales

El algodón y la seda absorben la humedad del cuerpo, son mucho más ligeros y transpirables y, favorecen la circulación del aire. Olvídate de las sábanas de materiales sintéticos si quieres dormir bien en verano. Del mismo modo, es conveniente dormir con un pijama de algodón ya que la piel respirará mejor.

Y recuerda que es mejor dormir con pijama, las fibras naturales del pijama de algodón absorben el sudor y nos hacen sentir más frescos.

  • Duerme de lado

La postura más recomendada para dormir bien en verano es de lado, porque el cuerpo está menos en contacto con las sábanas y eso favorece a que tengas menos calor.

  • Dúchate con agua templada

El truco de ducharte con agua fría antes de acostarnos no funciona, cuando nos duchamos con agua helada la sensación de frescor es momentánea y dura muy poco tiempo.  En cambio, si nos duchamos con agua tibia, al terminar notaremos una sensación de frescor que nos aliviará del calor y del bochorno y nos ayudará a descansar.

Y tiene un fundamento científico, al oscurecer y bajar la temperatura, nuestro cuerpo entiende que es la hora de dormir. Pero en verano, oscurece pero la temperatura no baja lo suficiente, por lo que una ducha con el agua templada ayuda a que nuestro cuerpo entienda que es hora de dormir y sea más fácil conciliar el sueño.

  • Come como un rey y cena como un mendigo

Cuando hacemos la digestión nuestro cuerpo está trabajando y hacemos que suba su temperatura. Por lo que si adelantamos la hora de la digestión ayudaremos a nuestro cuerpo a conciliar el sueño.

Y mucho mejor su la carga calórica de nuestra cena es la menor posible. Algunos estudios relacionan el exceso de calorías ingeridas en la cena con dormir menos de lo normal y más durante los meses de verano y calor sofocante por las noches.

La Universidad de Pensilvania (EE. UU.) ha publicado recientemente un estudio con los alimentos y bebidas a evitar para dormir mejor, la mayoría es porque son ricos en grasas o son estimulantes. Por ejemplo debemos evitar cenar quesos curados y platos precocinados por su contenido en grasas. Así como legumbres por su digestión pesada y evitar beber café, por su poder estimulante y bebidas alcohólicas. El alcohol ayuda a tener sueño, pero te impide entrar en las fases profundas del sueño, de modo que el descanso no es tan reparador como debiera.

Intenta seguir estos consejos de alimentación, rutinas y preparación de tu hogar que te ayudarán a dormir bien en verano. Conseguir descansar de manera óptima es vital para tu organismo.

¿Te cuesta dormir en verano? 4 trucos infalibles
4.5 (90%) 4 voto[s]
2019-07-09T15:48:50+00:00 Categories: Tienda de colchones online - Dormitienda|
Call Now Button